El tango y el espectáculo

El género musical del tango y su danza son muy atractivos, no en vano existen muchos filmes, series de televisión, videos y concursos de baile en los cuales las coreografías de tango se muestran en su máximo esplendor.

Toda la puesta en escena es especial, desde la indumentaria de fantasía que recrea con una impronta moderna los orígenes del tango y su época dorada en las primeras décadas del siglo veinte, hasta el calzado especial y ligero que permitirá realizar los pasos con precisión, belleza y gran destreza.

El tango, patrimonio de la humanidad

El imaginario popular ha llevado al tango al lugar que ocupa hoy en el mundo. Declarado Patrimonio Cultural Inmaterial de la humanidad por la Unesco, el tango se baila y canta en todo el planeta: llama la atención el crecimiento que ha tenido en China y Japón, países en los que tiene muchos seguidores.

Los asiáticos, impresionados con su danza y música, desean conocer un poco más acerca de su cultura e historia, y les ilusiona conocer Buenos Aires o Montevideo para visitar sus bares notables y sus cafés tradicionales; además de participar de milongas y espectáculos de tango de calidad internacional, como los realizados por la compañía de Mora Godoy, la bailarina argentina de tango más reconocida a nivel mundial.

Muchas películas son recordadas por escenas en donde los protagonistas bailan tango, como por ejemplo Perfume de mujer, en donde Al Pacino demuestra sus habilidades en el baile; esta deliciosa secuencia de tango es una de las más recordadas de la película, y probablemente despertó la curiosidad de muchos que hoy bailan tango y milonga.

El tango también genera una industria alrededor de él: indumentaria, calzado, libros, festivales… Su danza y música han inspirado a escritores, poetas y cantantes que fusionan el tango con otros géneros musicales. El turismo argentino y uruguayo también se ha beneficiado de la pasión que produce el tango en el mundo entero.