Músicos y Orquestas

BAR EL FARO... Ahora es un Tango

 

ETvaB

BAR EL FARO... Ahora es un Tango

El Bar El Faro no es solo un Bar, es un lugar de encuentro, de amigos, de café, vinos y sonrisas... un lugar donde uno siente que vuelve a casa... y le escribieron un Tango

 

Que bueno es ver que se sigan escribiendo Tangos, que no se detenga esa escritura maravillosa que refleja sensaciones, sentimientos y situaciones...

Miro la mesa y observo un papel... presto atención y leo la letra de Bar El Faro, ahí dice Letra: Fabricio Castañeda y Música: Pauline  Nogues... mientras lo leo pensaba... me gustaría escucharlo, espero que hoy lo canten, pero era solo un pensamiento... entonces presentan a Jacqueline Sigaut y dicen que lo van a cantar... no pude evitar prender la cámara... me desesperó la sensación de querer resguardar ese momento, el momento en que un Tango es cantado por primera vez, así en un Bar... ese momento único y sin dudas Maravilloso

BAR EL FARO

(Parte Recitada)

Esconde Buenos Aires tantos rincones...

Uno yira y al yirar vá dejanddo

pedacitos de ilusiones

sobre la mesa de un bar...

Bar El Faro, de Villa Urquiza,

barrio, tango, guitarra y cantor.

 

(Parte Cantada)

Si pienso en tus noches de extraña bohemia,

si pienso en tus noches que no volverán,

me llegan sus ojos, su triste mirar....

Me queman sus labios que no he podido besar.

 

Soy la sombra, que se alarga, se deforma,

soy la tímida nostalgia de un adión.

Ya nada me queda, hoy todo es ocaso,

me flata su risa, no tengo su abrazo...

 

Bar de mis amores, vanidoso espejo,

aparta de mí su pálido reflejo.

Recuerdos que no alcanzo, de amor y dolor...

Bar El Faro, tus noches, guitarra y cantor.

 

Termina la noche, tus luces se apagan,

un fueye en su llanto, te quiere nombrar,

despierta fantasmas que ya no serán,

sueña recaladas que no ha de alcanzar...

 

Es un fueye, siempre triste, que deambula,

es el tierno sollozar de un amor...

Inventa caricias, destruye fracasos,

ayer tuvo sueños, hoy quedan retazos...

 

Bar de mis amores, vanidoso espejo,

aparta de mí su pálido reflejo.

Recuerdos que no alcanzo, de amor y de dolor...

 

Bar El Faro, tus noches, guitarra y cantor.

 

Y tampoco olvidemos lo escrito por Raimundo Rosales:

Las noches de "El TANGO vuelve al Barrio...!!!" en el Faro, en Villa Urquiza, son una experiencia intrasferible.

El Faro es ese lugar al que llevaríamos a alguien para quedar bien: a un viejo amigo de la adolescencia; a esa mujer a quien queremos impresionar; a los más jóvenes o a los más viejos.

Ingresar en su espesura es como entrar en otro Buenos Aires, o mejor aún, es como entrar en algún extraño pasadizo de ese otro Buenos Aires que todavía subsiste. Apenas Cucuza y Moscato arrancan con los tangos aparece, mágicamente, una cocina de barrio con la pava en la hornalla, aparecen París o New York en formato de reunión de amigos, y aparecemos nosotros (ay nosotros, habitantes perpetuos de esta ciudad fantasma...) con lo mejor de toda nuestra historia. Desde el primer tango de dorapa y unplugged dando comienzo al milagro del encuentro, hasta las recaladas eternas con el desayuno apuntalando los amaneceres, todo es una sucesión de sopapos a la modorra del alma, de arrumacos al cuore, de saber que la vida esta funcionando ahí afuera, mientras en este rinconcito del mundo hay un puñado de amigos en los que podemos confiar.

¿Cómo contar lo que pasa en El Faro en unas pocas líneas? Definir ese ritual inasible se parece a aquellas metáforas cuya eficacia comienza a desmoronarse apenas intentamos explicarlas. Poner en palabras una experiencia que nos atraviesa el espíritu es tan árido como inabarcable. Es como pedirle a Dios que nos hable de sus sueños. Tal vez entonces, lo mejor será que obviemos estos inútiles párrafos y sencillamente (pero sin pedir permiso) nos dejemos abrazar por las noches de "El TANGO vuelve al Barrio...!!!" junto a Cucuza y Moscato. Hay algo del orden de lo misterioso que nos acontecerá. Y ya nada será como antes.

 

 

EY!

Todo el material que aquí se prensenta tiene copyright. Trabajos de terceros constan con su fuente y permiso del autor.

Newsletter

No te pierdas los últimos artículos y videos!